Gestión responsable de residuos domiciliarios

por. Anahi Musa – Lic. en Gestión Ambiental.

La problemática de la generación de residuos domiciliarios es un tema complejo de abordar ya que requiere de la suma de voluntades (gubernamentales, privadas y ciudadanas) para su solución.

Los residuos que se generan en los domicilios reflejan los hábitos de consumo particulares de cada hogar, pero se pueden clasificar en algunos grupos para poder asegurar una gestión ambientalmente responsable que sea aplicable inmediatamente por cada generador. En este artículo se resumen cuatro de ellos junto con las propuestas para reducir su impacto.

Reciclables SECOS

¿Qué son? Los residuos reciclables incluyen:

  • Papeles (diarios, cajas, revistas, hojas)
  • Plásticos (botellas y envases)
  • Metales (latas, llaves, candados, cables)
  • Vidrios (botellas y frascos)
  • Tetra-pack (envases de leche, jugo, vino, salsas)
Nuevo contenedor de residuos secos en Península San Pedro.

¿Por qué reciclarlos? Los residuos reciclables no son en realidad “residuos” sino materiales que todavía pueden seguir su ciclo de vida. En Bariloche contamos con el trabajo de la Asociación Recicladores de Bariloche (ARB), quienes se encargan de clasificarlos y asegurar que cada material recibido sea reciclado.

Esto genera un beneficio ambiental para nuestra ciudad y económico para las familias que se sustentan con la venta de los materiales. Separar los reciclables reduce el volumen de los residuos que se acumulan en los contenedores de los barrios, evitando que se colapsen los cestos y queden residuos a la interperie con riesgo de ser dispersados. Asimismo impedimos que lleguen al vertedero municipal, el cual se encuentra colapsado y en estado de emergencia ambiental, ya que no cuenta con las características técnicas necesarias para no ser un foco de contaminación.

¿Cómo acopiarlos? Separados de los residuos húmedos, sanitarios del baño, orgánicos compostables, etc. En bolsas, cajas o contenedor hermético para evitar que se mojen.

¿Cómo tratarlos? Actualmente el Municipio está desarrollando la campaña SEPARA, y ha colocado cestos especiales para que los vecinos depositen los reciclables (secos y en bolsas), denominados “puntos verdes” y transportarlos para ser entregados a la ARB.

En Península contamos con dos contenedores para residuos secos: uno en la Av. Campanario al ingresar al barrio y otro en frente a la plaza, en Churrín Andino.

Aceite de cocina usado

¿Qué son? Son los aceites de cocina que se descartan luego de su uso en frituras.

¿Por qué reciclarlos? Un litro de aceite de cocina puede contaminar más de 1.000 litros de agua. Su disposición en pozos ciegos produce la impermeabilización de los mismos, obstruyendo la correcta absorción de líquidos. Si los aceites vegetales usados llegan a los cuerpos de agua (arroyos, ríos, lagos), se acumulan en la superficie e impiden el paso de la luz solar y del oxígeno, aumentando la mortandad de la flora y la fauna acuática. La Bioenergía (biodisel producido con aceites usados) ayuda a combatir el calentamiento global al presentar una elevada capacidad de reducción de emisiones de efecto invernadero y de ahorro energético.

¿Cómo acopiarlos? Dejar enfriar el aceite luego de su uso, se debe filtrar para que no pasen restos de comida (se recomienda tener un filtro de tela de los que se utilizan para el café, para usarlo únicamente para esta tarea) y colocarlo en un recipiente.

¿Cómo tratarlos? La empresa RBA Ambiental  realiza recolecciones periódicas en la ciudad de Bariloche. Una vez que los reciben, limpian los componentes indeseables y lo purifican para ser utilizados como Biocombustible. En la zona Oeste, la Junta Vecinal Don Orione, cuenta con un centro de acopio, recibiendo el aceite trimestralmente. Más info: juntavecinaldonorione@gmail.com // facebook.com/DonOrioneBariloche/

Residuos secos pequeños

¿Qué son? Son pequeños plásticos (precintos, hisopos, recortes, banditas elásticas rotas), bolsas de nylon, celofanes, papeles plastificados, entre otros.

¿Por qué reciclarlos? El promedio de tiempo de descomposición del plástico es de 500 años. En el caso de los pequeños plásticos, al ser de tamaño reducido, no es rentable técnica ni económicamente su reciclado. Por su tamaño y bajo peso, se dispersan muy fácilmente, generando contaminación visual, ambiental y poniendo en riesgo la vida de los animales que los confunden con alimento. Se calcula que el plástico mata un millón y medio de aves cada año por ingesta accidental.

¿Cómo acopiarlos? Armado de ecoladrillos: Lavar bien y secar una botella plástica tipo PET (gaseosa, agua) con tapa a rosca. Dejarla botella a mano para cuando se deban desechar los residuos. Depositarlos (limpios y secos) en la botella y compactarlos con la ayuda de una varilla para presionar el material dentro. Una vez que el material esté bien compactado y cuando ya no entre nada más, se tapa la botella y se guarda para llevarla a algún centro que las reciba.

Opciones de ecoladrillos.

 ¿Cómo tratarlos?  El ecoladrillo le da nuevo uso a todo lo que ponemos dentro de la botella. En redes sociales suelen verse publicaciones de personas o agrupaciones que reciben los “ecoladrillos” para realizar construcciones solidarias (viviendas, estructuras, refugios para animales). Actualmente en el Oeste se están recibiendo en el espacio Ketri Newen (Km 20) ubicado en el Barrio Don Bosco (Los Cerillos y Centinela).

Ee la Junta tenemos un espacio para acopiar ecoladrillos. Para coordinar la entrega, escribinos a jvpeninsulasanpedro@gmail.com

Orgánicos compostables

¿Qué son? restos de frutas y verduras, cáscaras de frutos secos o huevos, descarte de infusiones (bolsitas de te, yerba usada, café), malezas, hojas y pasto seco, papel de diario, cartones y cenizas. (No son compostables los residuos de origen animal ya sean restos de carnes o productos lácteos).

Si compostamos podemos reducir la basura casi a la mitad.

¿Por qué compostar? La basura diaria que se genera en los hogares contiene un gran porcentaje de materia orgánica, que puede ser retornada a la tierra en forma de humus para las plantas y cultivos. De esa manera se reducirá casi a la mitad la cantidad de residuos que se colocan en los cestos con destino al vertedero. 

¿Cómo compostar? Se debe contar con un sector o recipiente en la que se puedan colocar las distintas capas de materiales que formarán el compost: capa de carbono (hojas, pasto seco, papel, cenizas, etc) y capa de nitrógeno (restos de alimentos). Una vez formadas las capas se tiene que asegurar la correcta presencia de humedad (regando si está muy seco) y aire (revolviendo periódicamente). El espacio donde se coloque el compost debe estar tapado y a la sombra. Se recomienda también que tenga un drenaje que permita recolectar los líquidos de lixiviado que se va generando (ese líquido puede ser luego diluido para ser usado como agua de riego). Aproximadamente en cuatro meses ya se puede contar con el humus para ser utilizado como fertilizante.

Cuidemos el barrio, cuidemos la ciudad, cuidemos el ambiente. Cada quien es responsable de su propia basura.

#La Península Limpia

4 comentarios en “Gestión responsable de residuos domiciliarios

  1. Sabrina Responder

    Es muy importante tener en claro el tema de la separación de residuos, seamos responsables y cuidemos este hermoso lugar en el que vivimos.

  2. Marcela Torres Brizuela Responder

    Ayer 29 de Julio fui a depositar residuos secos en el. contenedor de Avda Campanario y ya tiene la tapa estropeada…y torcida. No cierra bien.

    • Junta Vecinal Autor de la entradaResponder

      Hola Marcela, gracias por tu mensaje. Si, lo sabemos. Fue un problema con el camión. Estamos gestionando que se arregle. El contendor no cierra bien pero está operativo. Saludos!

      • Carola Siegrist Responder

        Desgraciadamente no se cumple la separacion de residuos…
        La basura termina en cualquier contenedor!!!!!!
        En la calle Paseo Antumalal solo hay un contenedor de humedos, necesitariamos urgente uno de secos …Gracias!!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.